PSG perdió el Clásico en Francia y el partido terminó en un vergonzoso zafarrancho con 5 expulsados.

El clásico francés entre el Paris Saint Germain y el Marsella, celebrado el domingo en París, acabó con la victoria de los visitantes 0 x 1 y una increíble trifulca que llevó al réferi a expulsar hasta a cinco jugadores: Neymar Jr, que volvía tras superar la COVID19, fue uno de los que terminó con tarjeta roja.

Keylor Navas no fue convocado para este compromiso ue significó la segunda derrota al hilo del PSG en el inicio de la temporada.

Florian Thauvin al minuto 31 anotó el único gol del partido.

En los minutos finales y tras na discusión que parecía que no llegaría más lejos, los jugadores comenzaron a entrar en insultos y acusaciones de racismo. El partido no dejó de calentarse hasta que el árbitro, con la situación perdida, decidió expulsar a Kurzawa, Amavi, Benedetto, Paredes y, finalmente, Neymar Jr, que incluso se retó con el español Álvaro González para terminar de discutir fuera del terreno de juego.

Todo comenzó entre Di María y Álvaro González. El argentino escupió al exjugador del Villarreal, y por entonces ya era imposible controlarlo: los del PSG le decían al español que es racista (algo que afirmó después Neymar ante las cámaras).

Posteriormente, Di María y Neymar se acercaron a los árbitros con un claro mensaje: “¡Racismo, no!”, se escuchaba con claridad. El brasileño seguía acusándole a Álvaro que le había insultado.

Con el partido a punto de finalizar, las acciones se calentaron y entre golpes e insultos, el árbitro comenzó a expulsar jugadores. Posteriormente, y con revisión del VAR incluida, el réferi también mandó a la ducha a Neymar.

Artículos Relacionados